Escritores Club forma parte del portal de literatura Escritores Libres y pretende convertirse en una propuesta cultural innovadora, capaz de ofrecer al lector la oportunidad única de conocer sus autores favoritos y dialogar con ellos directamente, sin intermediarios. Hemos reunido los mejores escritores independientes del panorama literario actual, dispuestos a ofrecernos su talento y sus valoraciones, no sólo sobre sus obras, sino sobre la literatura en general y el mundo que la rodea.

Esperamos que encontréis aquí respuestas a algunas de vuestras inquietudes y también un momento de esparcimiento, acompañados de la mejor literatura.

martes, 17 de febrero de 2009

El corrector de Ricardo Menéndez Salmón

Cuando está a punto de cumplirse el quinto aniversario del peor atentado de la historia de España, Seix Barral publica El corrector, una novela de Ricardo Menéndez Salmón, donde el autor nos narra los atentados del 11-M y sus “erratas”.

corrector

Entre el 11 y el 14 de marzo de 2004 se produjo en España una sacudida social y política que llevó a un vuelco electoral, tras reaccionar la ciudadanía ante un espectáculo inédito de mentiras y manipulaciones gubernamentales. Ricardo Menéndez se adentra con su novela en esos cruciales momentos de la historia moderna española, venciendo el recelo que parecen sentir los autores españoles para afrontar lo ocurrido. En palabras del propio autor: "Yo también sentí cierta prevención al escribir de este asunto, porque siguen abiertas las heridas de un suceso capital en la historia reciente de este país”.

1009619

La novela parte de cómo el jueves, 11 de marzo de 2004, un corrector llamado Vladimir, embarcado en la corrección de Los demonios, de Fedor Dostoievski es informado por teléfono de que varios trenes han explotado en la capital. A partir de aquí, y con la historia de amor de Vladimir y su mujer, Zoe, de telón de fondo, se reconstruye lo ocurrido en aquella fatídica fecha. Personajes de la vida política española como Arnaldo Otegi, Juan José Ibarretxe, Ángel Acebes o José María Aznar, al que Vladimir define como "un cadáver despidiéndose del mundo de los vivos”, desfilan por las páginas de la obra, en una auténtica llamada al orden a la clase política.

tren11m

El propio autor explica la intención de su obra al definir los atentados del 11-M: "Nunca nos habíamos encontrado con un suceso de tal magnitud reinterpretado políticamente de un modo tan perverso”.

Via | EFE

Publicado originalmente en Espaciolibros

10 comentarios:

amor y libertad dijo...

me llega al alma este post, yo el 11 de marzo trabajaba de corrector, y ha pasado por mis manos (creo que no en aquella fecha) los demonios de dostoyevski, y también su versión teatral de camus

aquel 11m fallecieron dos hermanas a las que no había conocido en persona: una de ellas había trabajado para una de las editoriales para las que yo trabajaba entonces, y la otra trabajaba en ese momento en la compañía de seguros que está al lado del portal de mi casa

todo lo que he dicho es verdad

santiago tena

pichiri dijo...

No quisiera herir ninguna susceptibilidad, pero estoy seguro de que Ricardo Menendez Salmón vota al P.S.O.E. o se inclina un poco mas a la izquierda. Si hay justicia divina, cuando la historia ponga a la luz el complot de aquel terrible atentado lloraran lágrimas de cocodrilo los que de buena fé siguen y votan a este partido. No comprendo como pudieron ser engañados tantisimos españoles por un grupo de cínicos, con unos argumentos tan pobres y unas pruebas tan evidentemente preparadas y contradictorias. Mi comentario dolerá a los fanáticos, lo siento, pero acostumbro a ponerme siempre de parte de la verdad venga de donde venga.

Antonio Castro dijo...

Las teorías conspiranóicas se ofrecieron sin ninguna prudencia y hubo gente que ganó mucho dinero con ellas, pero lo cierto es que la instrucción del caso fue vergonzosa. La utilización del dolor ajeno es algo que viene repitiéndose y lo siento pero eso quien más lo hace es el PSOE.

La tozudez del PP en no reconocer los graves errores que cometió sugiriendo que había sido ETA es de una torpeza infinita y le hace merecedor del castigo electoral, pero el uso de todo ello mezclado con el dolor de una sociedad que asistió a una masacre en toda regla con personas trabajadoras que viajaban tranquilamente a sus lugares de trabajo y salieron volando por los aires en pedacitos, y toda esta sangre y ese dolor fueron usados como carnaza para unas hordas que igualmente dieron unos espectáculos antidemocráticos en jornadas de reflexión y eso lo hizo el PSOE.

El PP perdió las elecciones por sumarse a una guerra en la que no aparecieron armas de destrucción masiva, por no evitar un tremendo atentado, y por no rectificar a tiempo sus errores sobre la autoría de los mismos, pero los méritos del PSOE para ganarlas son más que discutibles, porque no todo vale en política. La cacerólada en la jornada de reflexión vino precedida de un pásalo.

PP y PSOE dieron un espectáculo vergonzoso y son responsables de haber convertido una tragedia dolorosa en un espectáculo político vergonzoso. A nadie salvo a las familias de las víctimas le importó la verdad y la verdad ha sido la gran sacrificada en esta triste historia.

Estos dos partidos dedicados desde entonces en crispar la sociedad y fomentar miedos y odios entre los españoles ha secuestrado todo atisbo de normalidad democrática, y ha logrado vender el voto del miedo llamándole voto útil. Ninguno de estos dos partidos merece un solo voto porque en lugar de gobernar se dedican a la fanatización ideológica de la sociedad, y afortunadamente hay otros partidos no nacionalistas que pueden ofrecer una alternativa de regeneración democrática que falta hace.

Particularmente grave me parece que un partido que lleva ya suficientes años en el poder se dedique a decir permanentemente, que todo lo que sale mal es culpa de la oposición. La culpa será de quien le dé la gana a Zapatero, pero ¿le eligieron para eso? El que gobierna tiene una responsabilidad y aquí ya nadie acepta responsabilidades. La palabra dimisión ha desaparecido del diccionario de la política y hay ministros como Solbes, Magdalena Álvarez y Bermejo, que pasarán a la historia por su pésima labor.

La crisis es peor en España porque en España no hay gobierno sino dos partidos dedicados a hacerse oposición mutua en una especie de guerra a muerte entre ambos. Entre Zapatero y Rajoy han cambiado a España a peor, y parece que van a seguir igual.

Hay un antes y un despues del 11-M y la verdad de aquello ya nunca la podremos recuperar. Diez Explosiones no fueron suficientes para determinar el explosivo empleado y hubo que recuperar muestras de los polvos de un extintor porque el resto fue lavado y porque los vagones fueron destruidos y fundidos. Si en lugar de un atentado con resultado de masacre hubiera sido un simple accidente los vagones se habrían conservado tal y como es costumbre en las vias muertas de renfe pero. Toda la conspiranoya posterior fue fruto de una instrucción judicial penosa del caso. No parece que ETA tuviera absolutamente nada que ver con aquello, ¿pero entonces porqué se hicieron las cosas así de mal? Hubo demasiadas actuaciones policiales realmente torpes.

Hubo demasiadas afirmaciones conspiranoicas imprudentes que fueron desmontadas, pero yo tengo la sensación de que solo se investigó en una dirección. Con independencia de la autoría intelectual, que por cierto quedó sin poder ser probada, hubo muchas otras responsabilidades relativas a las actuaciones policiales que se aceptaron como errores y sobre las cuales se dió carpetazo. No se investigó la posibilidad de pruebas amañadas en un causa instruida con toda clase de irregularidades.

Juan Carlos dijo...

Hola Antonio,

Aunque estoy de acuerdo contigo en que es lamentable la utilización política que se hizo del atentado por parte de los dos partidos mayoritarios, no lo estoy en cuanto a lo que comentas de la instrucción del caso.

En primer lugar la instrucción e investigación inicial fue responsabilidad exclusiva del gobierno Aznar, no del socialista, por lo que si se hubiese ocultado o tergiversado pruebas, sería siempre responsabilidad del PP, no del PSOE, por lo que es absurdo pensar que se modificó absolutamente nada para ocultar la participación de ETA.

Lo cierto es que ETA no tuvo nada que ver en absoluto con el atentado y que eso se sabe desde los primeros días. Todas las supuestas pruebas, coincidencias y zarandajas esgrimidas para defender esa teoría no fueron más que una maniobra de desinformación de los medios afines al PP, que pensaban así presionar al gobierno socialista para adelantar las elecciónes o desgastarle lo suficiente para arrebatarle el gobierno en la siguiente cita electoral.

Esto es tan obvio, que los americanos (nada prosocialistas precisamente) han elogiado la investigación española por su rapidez, transparencia y eficacia en detener a todos los culpables, a diferencia de lo ocurrido con los atentados de las torres gemelas, donde sí que se ha producido una instrucción e investigación desastrosa y claramente manipulada.

En cuanto al supuesto autor intelectual, no deja de ser una simple falacia. En cualquier delito puede aducirse la existencia de un responsable ideológico fantasma de forma demagógica. Lo cierto es que está perfectamente aclarado quién diseñó los atentados y quién los ejecutó, lo demás no es más que humo. Un humo destinado a empañar nuestra visión de la realidad.

Un saludo,
Juan Carlos

Eduardo Martos Gómez dijo...

Buenas tardes:

En lo que respecta a este asunto, estoy de acuerdo con Antonio. De hecho, Juan Carlos, te planteo una pregunta: Si se detuvo a todos los culpables, ¿dónde están los autores intelectuales del atentado? Que yo sepa, no han aparecido, y una masacre de tales características no se planea en diez minutos.

La investigación no ha sido en absoluto transparente. De hecho, hay muchísimos puntos oscuros que nadie ha aclarado. Por ejemplo, la versión de lo sucedido en el piso de Leganés no se sustenta con las pruebas halladas (o presentadas, que no siempre han sido lo mismo). Toda la investigación ha estado salpicada de falsificaciones, pruebas robadas e informes falsos. En definitiva, si las tornas hubieran estado cambiadas, habríamos asistido al mayor escándalo político de la Historia. La diferencia es más que sutil: mientras que el PSOE controla a un gran número de comunicación, el PP está completamente aislado. Podemos hacer una lista si os apetece, y de paso, un interesantísimo ejercicio de lectura crítica.

Un saludo.

Eduardo Martos Gómez dijo...

Perdón, Juan Carlos, no había leído tu frase sobre los autores intelectuales. En todo caso varío mi pregunta levemente: ¿Quiénes son esos autores (que hay, siempre, en todo delito)?

Un saludo.

Eduardo Martos Gómez dijo...

Otra cosa más. Sin haber leído el libro ni poder emitir opinión alguna al respecto, me gustaría hacer una precisión a tus palabras, Juan Carlos: Arnaldo Otegi no es un personaje de la vida política española, ni es comparable con el resto de personas que has citado. Es un criminal y un filoterrorista. No merece una calificación tan suave.

Un saludo.

Antonio Castro dijo...

Juan Carlos haces demasiadas suposiciones. A mí no me importa si la responsabilidad de la instrucción es culpa del PP o del PSOE, para mí es del juez instructor y de nadie más. El magistrado Juan del Olmo Gálvez. Por otra parte se empezó a sospechar de que no era ETA cuando se encontró la famosa cinta en la Kangó. A mí me queda claro que ETA no tuvo nada que ver porque sino ya se sabría. Esos cabrones habrían pasado factura a Zapatero con solo decir que fueron ellos y no lo han hecho, pero decir que estuvo claro desde el primer momento, no es cierto. Pasaron muchos meses y los periodistas se dividieron en dos grupos. Los imprudentes conspiranoicos y los que decidieron no decir una palabra hasta después del juicio por no poner en riesgo su carrera. Yo no soy del PP ni del PSOE, vote a Rosa Diez y la volveré a votar, y tanto PP como PSOE se comportaron fatal. A mí que desaparezca alguno de esos dos partidos o los dos me importa un pimiento. A ti la verdad oficial te satisface, y yo no tengo ni idea de lo que pasó, pero los pelanas de Lavapies que estaban intervenidos da toda la sensación de que fueron utilizados.

En la wikipedia todavía siguen discutiendo y no han conseguido ponerse de acuerdo.
http://es.wikipedia.org/wiki/Atentados_del_11_de_marzo_de_2004

No tenemos ni idea de lo que pasó y seguramente hemos sido protegidos de alguna dolorosa verdad por personas que dormirán muy tranquilas sabiendo que han evitado un desastre mayor, pero a mí no me vale nada que no sea la verdad, porque tengo la sensación de que eso es lo que pasó. Jamás quiero ser protegido de ninguna verdad sea cual sea.

Juan Carlos dijo...

Los autores del atentado fueron islamista de una célula de Al Qaeda, se saben los dirigientes, ejecutores y diseñadores nombre por nombre. Lo del autor intelectual es un mero titular de periódico. Si lo que queremos llegar es al último responsable, iríamos a parar a Bin Laden y, aún así, siempre podríamos preguntar ¿y quién hay detrás de Bin Laden, igual es un mero ejecutor y hay otro autor intelectual de sus acciones?. (autor de una acción es el que la lleva a cabo, preguntarse por el origen de las ideas es como hablar del sexo de los ángeles)

Respecto a las incógintas que aún queda, claro que hay muchas. Este tipo de atentados nunca termina de aclararse del todo y si no repasad la historia y decidme si no han quedado mil incóginatas en cualquier suceso similar. Además, habría mucho que hablar sobre las incognitas respecto a todo el tema Al Qaeda y quiénes son sus verdaderos autores intelectuales. Buscad un documental llamado Zetgeist, aunque se pasa de conspiranoico, os dará una buena idea de las incógnitas que quedan por ahí.

Por último, respecto a Otegui, comparto tu comentario Eduardo, esa frase no son palabras mías, sino de la nota de prensa de la agencia EFE.

Un saludo,

Antonio Castro dijo...

La verdad oficial sobre el JFK fue que una única bala hizo auténticas acrobacias aéreas porque el pueblo americano estaba más preparado para aceptar eso que para aceptar que las propias cloacas del estado tuvieran algo que ver.

Si tú no has visto equivalencias a esas balas acrobáticas en el 11-M ni has percibido el tufo a cloaca del estado. Es inútil que yo me moleste en señalarlos.

Simplemente hay cosas que no cuelan salvo que uno esté demasiado dispuesto a creer, la capacidad de cerrar los ojos a las realidades que nos incomodan no es algo tan infrecuente. El amor a la verdad por encima de todo es algo muy duro. Ni las familias o amigos se salvarían de un ejercicio extremo de amor a la verdad, y muy pocas personas son capaces de enfrentarse a la soledad de pensar únicamente con su propia cabeza y dejando los afectos y creencias sin confirmar a un lado. Por contra el ser humano piensa con la mente de su propio grupo. Somos criaturas sociales, afectivas y muy poco racionales. El corazón tiene razones que el corazón no conoce y la lucha entre corazón y razón siempre cae del lado del corazón. Pensarás que eso es bueno, pero yo creo que no. Por ponerte un ejemplo evidente, nos estamos cargando el planeta y simplemente no queremos verlo, pero hay miles de ejemplos donde la verdad es sacrificada. Confiamos en nuestra inteligencia para superar el cambio climático y eso puede mandarnos al mismo sitio que a los dinosaurios.

Estamos ciegos ante demasiadas cosas. Repito que no tengo ni idea de lo que pasó, pero estoy convencido de que cosas demasiado importantes fueron deliberadamente ocultadas. Para mí eso es más que una opinión un hecho. ¿Por qué? Ni idea. Hay clamorosas contradicciones que en cualquier otro caso habrían sido investigadas y eso nadie me lo va a quitar de la cabeza.