Escritores Club forma parte del portal de literatura Escritores Libres y pretende convertirse en una propuesta cultural innovadora, capaz de ofrecer al lector la oportunidad única de conocer sus autores favoritos y dialogar con ellos directamente, sin intermediarios. Hemos reunido los mejores escritores independientes del panorama literario actual, dispuestos a ofrecernos su talento y sus valoraciones, no sólo sobre sus obras, sino sobre la literatura en general y el mundo que la rodea.

Esperamos que encontréis aquí respuestas a algunas de vuestras inquietudes y también un momento de esparcimiento, acompañados de la mejor literatura.

lunes, 8 de diciembre de 2008

El Vaticano propulsor del discrimen y el asecho

EL VATICANO PROPULSOR DEL DISCRIMEN Y EL ASESINATO
Por Francisco J. Cartagena Méndez ‘El Jimagua’
Joven Escritor
(Especial desde Puerto Rico para ARGENPRESS.INFO, Buenos Aires, Argentina)

“De religiosos que juzgan y condenan la homosexualidad, que de herejes y demonios acusan, sean pues condenados por el todo poderoso en el día de su juicio, por incumplir aquel mandato de Dios que dice; “No Juzgaras”.

¡Cuidado! ¡Cuidado! Si eres homosexual, lesbiana, bisexual, o transexual iras a la cárcel o podrás ser sentenciad@ a la pena de muerte. Es lo que sucede en 86 piases, en su mayoría Islámicos, en donde la anterior advertencia es una cruel realidad. Hace 60 años ya de la Declaración Universal de Derechos Humanos de la ONU y atrocidades como estas siguen ocurriendo. Lo que resulta contradictorio es que el texto de dicha medida reconoce que; “toda persona” tiene todos los derechos y libertades que ésta recoge "sin distinción alguna de raza, color, sexo, idioma, religión, opinión política “o de cualquier otra índole”. Como ser humano encuentro un acto macabro el que la homosexualidad sea catalogada como un crimen, el cual es pagado con latigazos, la cárcel o la muerte. Como homosexual me parte aun más el corazón, al saber que yo podría ser una de tantas victimas de la incomprensión y el fundamentalismo. Francia presentó ante la ONU una enmienda a dicha medida, para que se despenalice y no se castigue la homosexualidad, y aunque ha tenido un amplio apoyo, la medida se ha visto troncada por decenas de países, en especial los Islámicos y nuevamente, en contra de la diversidad, la dignidad y el derecho a la vida, el Vaticano, quienes por “razones morales” rechazaron la misma, potenciando así a nivel mundial, el prejuicio y el discrimen. Lo que uno como ser humano debe preguntarse es, ¿y si fuera uno los míos, un hijo o una hija, un familiar o amigo a quien amamos, quien estuviera en medio de una plaza, con una soga al cuello y los ojos vendados, próxim@s a su muerte, tan solo por tener una inclinación diferente.? ¿Cómo seria ver llegar nuestra muerte tan solo por ser?

Una vez mas la Iglesia Católica, el Papa y la religión es un obstáculo a la diversidad y la justicia mundial, y no ven mas allá de sus narices en donde habitan numerosos casos de corrupción y violaciones sexuales cometidas por estos predicadores de Dios, que juzgan y apoyan acciones tan crueles como el que se penalice la homosexualidad hasta con la pena de muerte. No olvidemos las famosas cruzadas y el pobre intento del Vaticano por erradicar el hambre mundial, teniendo más que recursos suficientes para comenzar tan importante acción. Ciertamente y sin pretenderme de ateo, acciones como estas ponen en duda el mismo amor de Dios hacia su creación, el cual es predicado tanto por la iglesia Católica como la Evangélica, al permitir el todo poderoso el que exista hambre, discrimen, guerras y el que sus “santos predicadores” sean en muchas ocasiones los portadores del mal hacia la humanidad.

Sr. Benedicto dieciséis para hacer justicia, no tiene que hacerse solo pensando en la religión, esta puede ir de la mano de la verdadera compasión, hermandad y protección a la vida. Desde Puerto Rico un joven escritor y homosexual alza su voz a favor de la justicia y el amor fehaciente sin coartaciones, prohibiciones y discrimen, cuando ello comience a promoverse y implantarse en todos los países que componen nuestro mundo, hallaremos la verdadera convivencia, hermandad y amor que tanto expresa la Biblia haciendo valer
el libre albedrío.

Para comunicarse con el joven autor: eljimagua@live.com http://jimagua.blogspot.com

El joven es escritor, activista y autor del poemario social sobre la homosexualidad Vuelo en Libertad.

1 comentario:

Rudy Spillman dijo...

Jimagua:

Continúa alzando tu voz. Defiende tus derechos ante cualquiera y sigue siendo y aceptando quien eres mientras no dañes a los demás.
Un saludo.
Rudy